TecnoInteractivos

staelHace días que tenemos otro blog por aquí, y eso que dicen que estamos en crisis -también en la blogosfera-. Pero lo cierto es que el talento no entiende de restricciones y mientras hayan personas con ganas de conversar, de compartir y de relacionarse, encontraremos y celebraremos hacerlo por el canal que sea, conocido o reinventado.

A Mónica Parreño la conocí en T-systems, ahora somos compañeras en Autoritas, y en el futuro seremos seguro, como ahora, buenas amigas.

Con Mónica he compartido muchas cosas, situaciones divertidas, surrealistas, difíciles, entrañables…pero de todas, me quedo con tertulias eternas, catárticas y reveladoras sobre las pequeñas y grandes cosas de la vida.Celebro ahora que esta gran conversadora comparta reflexiones, conocimientos y opiniones con todos aquellos que la quieran escuchar. Yo seguiré haciéndolo encantada.

Un abrazo Madame ;-)

Categoría: Personas

Etiquetado: ,

Comentarios: 5

  1. Anonymous 14/11/2008 at 09:56 Reply

    Me encanta saber que siguen existiendo grandes personas, porque chic@s estamos en minoría. Éso sí es una crisis, así va el mundo cuando lo dirigen energumenos!!

    Celebro contigo la Bienvenida de Mónica.

    Os leo, chicas!!!

    Un abarazo

    Agente

  2. Mónica Parreño 14/11/2008 at 13:37 Reply

    Gracias amiga! Muchas gracias! He cogido el libro de Madame y he encontrado una cita que te transcribo, si ella viviera en este tiempo creo que también escribiría un blog: “Cuando los hombres se ven privados de ocupaciones enriquecedoras, se confinan cada vez más en el círculo de sus ideas domésticas, pero el pensamiento, el talento, el genio -todo aquello que es don de la naturaleza- sólo se desarrollan mediante los contactos entre sociedades.” Un abrazo

  3. Anonymous 14/11/2008 at 20:40 Reply

    Un claro ejemplo de hombre ocupado y enriquecido por las adversidades es Don Tomás!!
    Hoy ha sido un día especial, lleno de emociones.Hoy ha vivido el instante y también se ha sumergido en el pasado.
    Hoy nos hemos vuelto a unir para intentar rehabilitar ese pasado y este presente junto a la mujer de nuestras vidas.
    La hemos vuelto a tener y a perder…
    Me quedo con el esfuerzo de él y la sonrisa de ella.
    No queremos elegir.El sentido y la felicidad se abrazan.
    Y lo quería compartir contigo.

    Un beso,sister.

  4. Odilas 14/11/2008 at 22:52 Reply

    De él hemos aprendido el valor de las cosas sencillas, la elegancia de la integridad y la necesidad de “cachondearse” de la vida.De ella, el valor de una sonrisa.

    Me hubiera gustado estar allí, gracias por compartirlo, así.

    Un beso, sister.

  5. Odilas 14/11/2008 at 22:53 Reply

    …y todo chicas por aquí hoy ;-)

Deja un comentario